jueves, 7 de julio de 2016

EN LANZAROTE ENTRE VALLES Y BARRANCOS

La isla de Lanzarote es también conocida como la isla de los 1000 volcanes. Geomorfologicamente es una tierra donde predominan los colores rojizos y negros, y donde a menudo el verde brilla por su ausencia.
En una isla desértica, con un paisaje lunar no te esperas encontrar picos muy alto y con abundante vegetacón. La “montaña” más alta de la isla se encuentra en el norte, paradojicamente la zona más verde de Lanzarote, exactamente en el municipio de Haría. Estamos hablando de la famosa “Peñas del Chache” y de sus 670 metros de altura. Es aquí donde encontramos el observatorio astronómico de la isla, de fácil acceso en coche y con plazas de aparcamientos.
haria y los vallesLas vistas de dia son fantasticas: puedes apreciar los riscos de Famara por un lado, y el valle de las 100 palmeras y la costa noreste de la isla hasta la localidad de Orzola por el otro. El recorrido no es apto por quienes tengan vertigos, aunque lo aconsejo por la belleza única de los paisajes. Mientras en la zona norte se aprecian las laderas de los volcanes con sus colores rojizos, mirando hacia el sur, el verde de los valles se mezcla con el azul del océano y del cielo.
En tan únicas situaciones, el espectáculo del cielo nocturno es otra maravilla más: aquí no hay contaminación lumínica y, desde el observatorio, en las noches de verano sin luna, es fácil distinguir las constelaciones de Sagitario (cuya forma es parecida a la de una tetera) y Escorpio (figura del mismo animal, con cola larga).
El pasado año, en la madrugada del 28 de Septiembre 2015, desde Peñas del Chache se pudo ver el eclipse total de superluna, la mayor luna llena de los últimos cuatro años. Y algunos meses después, exactamente del 7 al 17 de Diciembre, en todo el archipielago canario, fue posible ver las Geminidas, la mayor lluvia de estrellas del año.
No es casual, entonces, que Canarias sea considerada una de los mejores lugares del planeta para la observación del cielo, además de tener el mejor clima del mundo, lo que permite promocionar a todo el archipìelago como destino turistico deportivo y astronomico, fomentando así una nueva manera de hacer turismo, la de un turismo sostenible.
El observatorio astronómico de Peñas del Chache, junto al de La Palma, son entre los observatorios más importantes del territorio nacional, gracias a la ausencia de contaminación lumínica de estos lugares mágicos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario